¡La Inspección de Trabajo ataca de nuevo!

A raíz de las últimas actuaciones llevadas a cabo por la Inspección de Trabajo y Seguridad Social y conforme a sus Planes de actuación del año 2016 y cuya amenaza será reforzada durante el 2017, les informamos de la obligatoriedad de llevar a cabo el registro de jornadas de sus trabajadores, con independencia del tipo de contratación de los mismos o la realización de horas extraordinarias o no y la totalización mensual. (Es decir, una anotación pormenorizada diaria y mensual de las horas trabajadas por sus empleados).

CONTENIDO DE LA OBLIGACIÓN

En primer lugar, la empresa debe registrar diariamente la jornada realizada por cada trabajador, utilizando para ello los medios que más le convengan. El registro diario de la jornada debe incluir la hora concreta de entrada y salida respecto de cada trabajador, así como la firma diaria de cada uno. No es aceptable la exhibición del horario general de aplicación en la empresa o los cuadrantes horarios elaborados para determinados periodos puesto que éstos se configuran ex ante. Los requisitos que el registro debe cumplir para considerarse legalmente válido es que garantice la fiabilidad y la invariabilidad de los datos, siendo la forma del registro de libre elección para la empresa. En aquellos casos en que el registro se lleve por medios electrónicos o informáticos, tales como un sistema de fichaje por medio de tarjetas magnéticas, huella dactilar, ordenador, etc. se podrá requerir la impresión de los registros correspondientes. Si la empresa dispone de un sistema manual, deberá constar la hora de entrada y de salida y la firma del trabajador (esta última no deberá ser plasmada hasta la hora de la salida efectiva del centro de trabajo).

En segundo lugar, el resumen mensual de las horas realizadas se debe entregar al trabajador, junto con el recibo de salarios. En dicho resumen mensual, será necesario detallar las horas complementarias, si las hubiese. Así mismo, la empresa deberá conservar los resúmenes mensuales por un período de cuatro años a disposición de la Inspección de Trabajo.

El registro de jornada diario y el resumen mensual es obligatorio tanto para los contratos a tiempo parcial como para los contratos a jornada completa.

EFECTOS DEL INCUMPLIMIENTO                              

La Inspección de Trabajo expedirá la pertinente acta de infracción, considerando la ausencia del registro como una infracción con la calificación de grave (art.7.5 LISOS). La multa impuesta será, en su grado mínimo, de 626 a 1.250 euros, en su grado medio de 1.251 a 3.125 euros; y en su grado máximo de 3.126 a 6.250 euros, según los criterios de la Inspección.

Adicionalmente a esto, para los trabajadores a tiempo parcial, el incumplimiento supondrá la presunción de que éste se ha celebrado a jornada completa, obligando a cotizar por jornada completa los últimos 4 años y pudiendo exigir el trabajador la diferencia de los salarios del último año.

Para cualquier duda, aclaración o si desean ampliar información a todo lo expuesto,  pueden contactar con nuestro dpto. Laboral.

Atentamente,

AYCE CONSULTING, S.L.

Departamento Laboral

Deixa un comentari